LOS GOBERNADORES PERONISTAS PROMETEN APOYAR LA REDUCCIÓN DEL DÉFICT FISCAL

En otro día de turbulencias cambiarias, la Casa Rosada gestionó el aval de diez gobernadores y dos líderes opositores para dar una señal de confianza a los mercados; por la noche, Macri agradeció la actitud

En otra jornada de incertidumbre financiera y cambiaria, el presidente Mauricio Macri buscó y logró apoyo de diez gobernadores y algunos legisladores peronistas, con miras a la negociación del acuerdo de metas fiscales pactadas con el Fondo Monetario Internacional ( FMI ). Esa gestión comenzará en diez días y desembocará en unos dos meses en un nuevo proyecto de ley de presupuesto 2019.

Por pedido del presidente del Banco Central, Luis Caputo , el ministro del Interior, Rogelio Frigerio , convenció a líderes del PJ para dar una señal de confianza. Todos en bloque aseguraron que en 2019 se alcanzará la meta de déficit fiscal de 1,3% del PBI y en 2020 se logrará el equilibrio fiscal: déficit cero. El tipo de cambio cerró ayer a 29,66 pesos por dólar, el BCRA intervino con 300 millones de dólares y la Bolsa se hundió el 4%. Macri, Caputo, Frigerio y el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne , siguieron la jornada con preocupación.

Tras las gestiones de Frigerio por la mañana, cinco gobernadores peronistas respaldaron a la Casa Rosada: Juan Schiaretti (Córdoba), Juan Manuel Urtubey (Salta), Domingo Peppo (Chaco), Gustavo Bordet (Entre Ríos) y Sergio Uñac (San Juan). También lo hicieron Hugo Passalacqua (Misiones) y Alberto Weretilneck (Río Negro), ambos de fuerzas provinciales con origen peronista. Por Cambiemos se pronunciaron María Eugenia Vidal (Buenos Aires), Alfredo Cornejo (Mendoza) y Gerardo Morales (Jujuy).

El motivo del rápido apoyo se entiende: todos ellos tienen buena relación política con Macri y cualquier remezón de la economía afecta a sus distritos.

También el jefe de bloque de senadores del PJ, Miguel Ángel Pichetto, le hizo un guiño al Gobierno. “Vamos a trabajar con responsabilidad y esto requiere de un proceso de acuerdo federal”, dijo. Y el diputado Marco Lavagna, del Frente Renovador, agregó que “hay algunos consensos básicos. Tenemos que lograr el equilibrio fiscal como está previsto”. Fue una señal amigable del massismo, distanciado de la Casa Rosada.

De hecho, Frigerio conversó ayer con el jefe del Frente Renovador, Sergio Massa. El propósito era mostrar que todos, oficialistas y opositores, están enfocados en cumplir las metas fiscales, reducir el déficit y equilibrar las cuentas públicas.

Por la noche, en una entrevista pública organizada por el IAE Business School, Macri agradeció los apoyos recibidos. “Hoy mismo todos los gobernadores han ratificado, ante la preocupación que compartimos, que van a apoyar en lo que se ha comprometido con el Fondo Monetario, que es el 1,3 [de déficit] para el año que viene”, remarcó el mandatario. También admitió que el mercado le ha dicho al país: “Quiero ver si van a cumplir” con los compromisos asumidos.

En el raid de respaldos, el salteño Urtubey señaló que “hay que ayudar para que las cosas salgan lo mejor posible”. Enfático, Schiaretti señaló que “para superar esta turbulencia es necesario que la Argentina garantice el equilibrio fiscal” y que “hay consenso entre todas las fuerzas políticas para llegar al 1,3% del PBI de déficit el año que viene y alcanzar el equilibrio fiscal en 2020”.

Tal como anticipó LA NACION, Frigerio comenzará a convocar a los gobernadores en forma individual dentro de diez días para negociar el recorte de gastos en forma individual. Según estiman en Balcarce 50, la ronda de conversaciones llevará más de dos meses y en septiembre habrá un proyecto de ley de presupuesto 2019 que materializará esos recortes.

Cuando la jornada se complicaba en los mercados, Caputo le pidió a Frigerio que gestionara mayor respaldo político a las metas fiscales para despejar la desconfianza de los inversores.

“Necesitamos que quede claro que vamos al 1,3% de déficit en 2019 y al equilibrio en 2020”, les dijo Frigerio a sus interlocutores, palabras más palabras menos. Se buscó un mensaje de unidad política, más por espanto que por amor. “No hay duda de que vamos a cumplir las metas. Y la dirigencia política está comprometida. Después veremos la letra chica del acuerdo. Lo que no hay dudas es que vamos hacia el equilibrio de las cuentas públicas”, señalaron a LA NACION en la Casa Rosada.

El chaqueño Peppo aseguró que está “dispuesto a dar herramientas como el presupuesto y a trabajar como se hizo con el consenso fiscal”. El entrerriano Bordet señaló que “cumplir con las metas está fuera de discusión” y pidió “buscar consensos para determinar cómo aplicar las correcciones para llegar a esa meta del 1,3%”. Destacó, además, la “agenda en común” con el Gobierno.

El jujeño Morales, de Cambiemos, confió en que se cumplirá la meta fiscal. Dijo que “están abiertos los espacios de diálogo para consensuar el mejor camino a seguir, privilegiando equidad e intereses de los sectores expuestos a la vulnerabilidad”.

Vidal pidió trabajar “juntos con el Gobierno en un acuerdo que permita cumplir la meta del 1,3% de déficit fiscal para el año que viene” y agregó que “eso nos va a dar más tranquilidad, más trabajo y menos inflación”.

Cornejo destacó que “los gobernadores apoyen el compromiso del gobierno nacional de equilibrar el déficit, como lo ha hecho Mendoza”.

Uñac indicó que “el equilibrio fiscal es la base de una buena administración” y pidió “crecimiento como camino”. El misionero Passalacqua pidió que “las metas de déficit de las cuentas públicas de la Nación estén equilibradas para 2020”.

Y el rionegrino Weretilneck sostuvo: “Debemos consensuar el mejor camino para encontrar el equilibrio fiscal”. Todos unificaron un mensaje para convencer a los mercados.

Juan Schiaretti
Gobernador de Córdoba

“Para superar esta turbulencia es necesario que la Argentina garantice el equilibrio fiscal. Hay consenso entre todas las fuerzas políticas para que alcancemos el equilibrio fiscal, cumpliendo con la reducción del déficit fiscal y llegando al 1,3% el año que viene, y alcanzando el equilibrio fiscal en 2020”

Gustavo Bordet
Gobernador de Entre Ríos

“Cumplir con las metas está fuera de discusión. Hay que buscar consensos para determinar cómo aplicar las correcciones para llegar a esa meta del 1,3%. Tenemos que avanzar en una agenda de trabajo común con el Gobierno”

Juan Manuel Urtubey
Gobernador de Salta

“Hay que ayudar para que las cosas salgan lo mejor posible. Vamos a ayudar al Gobierno a reducir el déficit fiscal”

(Com La Nacion)

Seja o Primeiro a comentar on "LOS GOBERNADORES PERONISTAS PROMETEN APOYAR LA REDUCCIÓN DEL DÉFICT FISCAL"

Deixe um comentário

Seu email não será publicado.


*